Ítaca

Hace diez años (más o menos) estaba un día dando vueltas por la Fnac y me compré “La Odisea”, de Homero. No lo hice porque me interesara muchisimo la historia o porque la Grecia clásica sea una de mis pasiones culturales: me lo compré por postureo. Se supone que es un libro difícil y hay una cierta aura alrededor de él: si te leíste La Odisea es que eres una persona lista y con grandes intereses culturales. Y si no te lo leíste perteneces al montón.

Quede dicho por delante que yo nunca me lo leí. Lo empecé y nunca llegué ni a la mitad del libro. Estuvo en mi estantería de Madrid cogiendo polvo hasta que me dió un arrebato minimalista en alguna de las mudanzas y me deshice de él.

A pesar de no habérmelo terminado nunca, todavía recuerdo la historia. Era interesante, pero creo que la forma en que estaba escrita (un poema épico) la hizo interminable para mi, además de que realmente es una historia con un montón de personajes, dentro de otra historia con un montón de viajes y de movimiento.

Cuadro de Johann Heinrich Wilhelm Tischbein titulado Penelópe y Odiseo

En este cuadro salen Odiseo y Penélope, dos de los protagonistas de la Odisea.

Si no has leído La Odisea
La Primera Historia

Odíseo (o Ulises en latín) es el Rey de una isla llamada Ítaca. Cuando empieza la Guerra de Troya, abandona su hogar para ir a la lucha. Veinte años después todavía no ha vuelto a su reino y como consecuencia, creen que ha muerto.

(Primeras sorpresas, resulta que Odiseo y Ulises son la misma persona y además, Ítaca es una isla que existe de verdad en Grecia)

Sin embargo, Odiseo / Ulises no está muerto: está prisionero en otra isla (que hoy conocemos como Malta) y Poseidón, que es el dios del mar (y que muchos conoceréis de otras historias increibles como La Sirenita) junto con Calipso, no le quieren dejar marchar.

(Segundo misterio: ¿qué habrá hecho Odiseo para que Poseidón y Calipso estén tan cabreados con él?)

Mientras tanto en Ítaca, la mujer de Odiseo, que se llama Penélope (como la discoteca de Benidorm) tiene un montón de pretendientes que se quieren casar con ella.

Atenea, que era una gran amiga de la familia y que sabía más de lo que contaba (para algo era una diosa y tenía línea directa con Zeus, su padre) decide intervenir sin que se note mucho y aconseja al hijo de Penelópe y Odiseo, que se llama Telémaco, para que viaje en busca de información sobre su padre.

(Tercer interrogante: si Atenea lo sabe todo, ¿por qué no ayudó a Odiseo antes?)

El primer lugar que Telémaco visita es Pilos (que también existe de verdad en Grecia) y allí lo recibe el rey Néstor. Además de darle de comer, le aconseja que vaya a ver al rey Menelao en Esparta porque probablemente tiene más información sobre Odiseo que él.

Telémaco viaja a Esparta y efectivamente, por fin se entera de que su padre está vivo y que vive prisionero en la isla de la diosa Calipso.

Mientras tanto, los múltiples pretendientes de Penelópe, que todavía están en Ítaca, saben que si Telémaco vuelve con noticias de que Odiseo está vivo, ella nunca se va a querer casar con ellos, así que deciden mandarlo matar. Con este panorama, Telémaco no va a querer volver a casa, así que ahora tenemos al padre prisionero, a la madre asediada por pretendientes y al hijo expatriado: la cosa va de mal en peor.

Atenea, que no se puede creer lo que ven sus ojos grises, decide escalar el tema y habla con su padre (Zeus) para que negocie con Poseidón y Calipso y dejen libre a Odiseo. Zeus lo hace y aunque Calipso se queja un montón, Odiseo coge su barco y comienza su viaje de vuelta a Ítaca.

odiseo y calipso

En este cuadro se representa la prisión de Odiseo en la isla de Calipso, nada que ver con lo que yo me esperaba. Claro que no todas las cárceles tienen barrotes…

En la travesía, naufraga en la isla que habitan los feacios, que se llamaba Esqueria (hoy la conocemos como Corfu!) y el rey Alcínoo no sabe si ayudarle o no, ya que Poseidón sigue enfadado con Odiseo y si le ayudan, probablemente se enfade con ellos también; algo poco recomendable dado que viven en una isla y dependen del mar.

Para decidir si le ayudan o no, Alcínoo decide darle la oportunidad a Odiseo de contar su historia y explicar porqué desde que terminó la guerra de Troya todavía no ha sido capaz de volver a Ítaca (lleva diez años intentando regresar, pero por unas cosas y otras, no lo consigue).

La historia dentro de la historia

Odiseo comienza a narrar las aventuras que ha vivido en los últimos diez años, desde que emprendió su regreso a Ítaca. Es en este momento donde empieza lo que yo creo que realmente es La Odísea… y fue aquí donde yo dejé de leer. Nunca sabré qué fue lo que retuvo a Odiseo durante tantos años y lo peor de todo, moriré con el interrogante de si al final consigue volver a casa o no.  ¿Y a Telémaco? ¿Lo matarán?

Supongo que habrá un momento para retomar el libro: a lo mejor me animo cuando la que vuelva a casa sea yo :-)

n9

Share This:

← Entrada anterior

Entrada siguiente →

1 Comentario

  1. Poseidón estaba enfadado porque Odiseo le clavó una lanza en el ojo a su hijo Polifemo, que era cíclope y lo necesitaba! xD

    Me ha hecho sonreír tu resumen, yo tuve una época de pequeña en que me volvía loca la mitología griega y aún recuerdo algunas cosas, pero no sé si ahora volvería a leer un libro así. Penélope me da mucha pena por la canción de Serrat.

    Mi personaje favorito es Circe, la hechicera ^^

Responder a remorada Cancelar respuesta