Mis plantas preferidas

Una expresión que aprendí en Edimburgo es “to have a green thumb”, que se traduce literalmente como “tener un pulgar verde” y significa tener buena mano para las plantas. A mí no se me dan ni bien ni mal: no mueren en cuanto llegan a mi casa, pero tampoco florecen como si yo fuera el Hada de la Primavera. Me gusta tener plantas porque creo que le dan un toque muy chulo a la decoración y me parece muy especial verlas crecer y cambiar con las estaciones.

Tengo tres plantas de interior que son mis preferidas:

–          El helecho. Me recuerda un montón a los praos asturianos, donde los helechos crecen salvajemente. También lo asocio con la nostalgia de mi infancia, cuando estudiábamos aquello de la reproducción por esporas y mirábamos en la parte de debajo de las hojas de la planta.

–          El poto, planta trepadora donde las haya. En Madrid teníamos una planta que llamábamos Loi y que ahora vive en casa de mis padres y crece como una loca. Leí en algún sitio que pueden crecer hasta veinte metros de largo! Igual que las lianas de la selva (cualquier día me convierto en Tarzán!)

–          El laurel, que más que una planta es un arbusto. Me gusta cómo huele, la forma de sus hojas y me trae muchos recuerdos de los domingos de ramos cuando yo era pequeña. Mi abuelo llevaba laurel y lo bendecíamos y luego mi abuela lo usaba para hacer lentejas y salían extrarricas porque habíamos usado el laurel del domingo de ramos. Ahora mismo tenemos un arbustito de laurel plantado en el jardín de casa, aunque me da pena arrancarle hojas, así que por el momento sólo me dedico a verlo crecer.

Si hay alguna planta favorita que me estoy perdiendo, probablemente por desconocimiento botánico, déjala en los comentarios y me pongo manos a la obra con la investigación de especimenes!

Share This:

← Entrada anterior

Entrada siguiente →

4 Comentarios

  1. no tengo ninguna planta en casa, pero sí leí “el niño del dedo verde” de maurice druon x)

  2. A mi me encantan las plantas, pero mi piso es limitado y no puedo tener todo lo que me gustaría.
    Tengo orquídeas, más bien un hospital de orquídeas, las de casi toda la familia han pasado por ahí para recuperarse o resucitar.
    También tengo un poto y otra que no consigo saber cómo se llama, pero que parece que está a gusto dentro de casa.
    Y fuera, en una mini terracita.. Tengo cuatro arbolitos de algodón, un aguacatero, y tres limoneros. Éstos los he sacado desde las semillas, y si me acerco un poco oigo como me dicen que los lleve a tierra y los saque de la maceta. Algo que haré próximamente :)
    Se puede decir que sí, que tengo un pulgar verde :)

  3. Nosotros tenemos una planta tipo helecho, una orquídea y hace 14 días hemos plantado geranios en la jardinera. El que tiene mano para las plantas en casa es Regi, de hecho consiguió revivir la orquídea que yo daba por muerta. Tanto el helecho y la orquídea están preciosas… Tienes que verlas, la orquídea ya tiene seis flores hoy salió la última… Y los geranios ahí van a ver como van evolucionado… Los miramos todos los días a ver como van evolucionando, las hablamos y las decimos lo bonitas que están ;)

  4. Qué curioso, ¿sabes que en italiano se utiliza la misma expresión? Tener “il pollice verde” (el pulgar verde) significa que se te dan bien las plantas. Mi preferida, sin duda es la albahaca, me chifla su olor y su aspecto me pone de buen humor. Por desgracia, yo no tengo el “pulgar verde” y no consigo que me duren mucho.

Deja un comentario